Salarios máximos: carrera hacia la miseria

La semana pasada, los suizos dieron un contundente portazo a la propuesta legislativa 1:12, a saber, limitar los salarios máximos de los directivos a 12 veces el menor de los salarios de sus empleados (de manera que ningún directivo gane en un mes más de lo que gana el peor remunerado de sus trabajadores gana en un año). Todos los cantones, incluidos aquellos más escorados a la izquierda, rechazaron la ocurrencia, mostrando de nuevo que en muchos asuntos el pueblo suizo todavía no ha degenerado por la senda delvotante irracional.

Ciertamente, los habrá que, en lugar de alegrarse por el resultado, se limitarán a envidiar que el pueblo suizo pueda poder someter a votación este tipo de cuestiones, aunque sea para luego rehusarlas. Por mi parte desprendo el menor de los entusiasmos por subordinar a la deliberación popular la libertad de los ciudadanos, aunque sean una envidiable minoría (los directivos bien pagados). Imagino que algunos, en cambio, sí considerarían excesivo que el pueblo suizo pudiera someter a votación el desorejar a los consejeros delegados o el prohibir la asociación sindical: en cuyo caso, idéntica reacción deberíamos sentir con respecto a la limitación de la libre negociación de un contrato que sólo incumbe a las partes contratantes; el hecho de que no vaya a ser nuestra libertad la restringida no debería darnos carta blanca para aplaudir este tipo de coacciones. Máxime cuando la idea del salario máximo no sólo es rechazable por motivos éticos, sino también porque es un despropósito económico que tiende a empobrecer al conjunto de una sociedad.

¿Por qué existe desigualdad salarial?

En su no demasiado brillante libro La Economía del Bien Común, el economista Christian Felber se escandaliza de que un alto directivo pueda cobrar muchísimo más que su jardinero. ¿Acaso es más útil socialmente el trabajo que realiza el primero que el del segundo? Desde luego: la capacidad de generación de riqueza –y de destrucción de riqueza– de un alto directivo es infinitamente superior a la de un jardinero. Básicamente porque el alto directivo es el encargado de determinar a qué deben dedicar su tiempo cientos, miles o cientos de miles de trabajadores: si el directivo la pifia, el despilfarro de recursos que implica que cientos de miles de personas estén produciendo bienes que no deberían ser producidos es infinitamente superior al despilfarro derivado de que un jardinero la pifie; e inversamente, si el directivo acierta, la generación de riqueza obtenida de que centenares de miles de personas produzcan bienes valiosos para los consumidores es muy superior a la derivada de que un jardinero acierte.

Muchos argumentan, de hecho, que la última crisis económica ha sido originada por las decisiones erróneas e imprudentes de una camarilla de altos directivos. Aunque la responsabilidad última sea de los bancos centrales, compremos a efectos dialécticos la tesis: ¿acaso el poder coordinador (y, por tanto, el poder descoordinador) de estas personas no es infinitamente superior al de un jardinero? ¿No tiene sentido, entonces, que cobren muchisímo más por hacer las cosas bien (y que lo pierdan casi todo por hacer las cosas mal, por ejemplo, cuando su salario lo perciben en forma de acciones de la empresa)?

Claro que lo tiene, especialmente porque los directivos de una empresa son trabajadores a sueldo de los propietarios (accionistas) de la empresa. ¿Por qué motivo pensamos que los accionistas están dispuestos a pagarles sobresueldos presuntamente innecesarios a los directivos? ¿Por pura filantropía? No, si los abonan es porque los accionistas no han sido capaces de encontrar otros empleados de igual cualificación para desempeñar el puesto de directivo y que estén dispuestos a trabajar por un menor sueldo. Si los hubiera, a buen seguro intentarían pagarles a los directivos el salario más bajo posible: pero no los hallan y prefieren asumir un sobrecoste de ese calibre antes que colocar al frente de su empresa a un señor que a su juicio no está suficientemente cualificado y puede pergeñar gigantescos destrozos.

Y éste es el problema de fondo de los salarios máximos: se elimina el mercado de trabajadores altamente cualificados. Los accionistas ya no pueden competir por los mejores directivos ofreciéndoles salarios más elevados de los que les ofrece el resto de compañías. De ahí que los mejores directivos no terminen estando al frente de aquellas compañías donde más riqueza pueden generar (o mayor destrucción de riqueza pueden evitar) sino al frente de aquellas otras donde se sientan más a gusto.

Imaginemos dos tipos de empresas: la empresa A es una multinacional con inversiones arriesgadas en medio mundo y donde el puesto de consejero delegado es altamente estresante; la empresa B es una empresa nacional grande con inversiones conservadoras y donde el consejero delegado realiza tareas meramente de representación institucional. A y B no pueden pagar a su consejero delegado más de 12.000 euros mensuales. ¿Dónde creen que escogerían ir los directivos más brillantes? Pues, en general, a la empresa B. La compañía A se vería incapacitada para contratar a los mejores directivos del planeta (pues no podría sobrepujar a la empresa B) y tendría que contentarse con otros con un perfil más mediocre, cuando lo socialmente razonable es que los brillantes se dirigieran a A (donde su responsabilidad es mucho mayor) y los mediocres se quedaran en B (donde apenas tienen que sonreír).

Dicho de otro modo, a menos que las compañías puedan ofrecer incentivos no monetarios (stock options o pago de vivienda, de coche, de vacaciones, de comida o de vestimenta), el mercado de trabajadores cualificados arrojará una asignación subóptima de este factor productivo, y una asignación subóptima de directivos implica una asignación subóptima y empobrecedora de la inmensa mayoría de recursos de la economía cuya orientación los directivos escogen. Pero si las compañías pudieran ofrecer incentivos no monetarios a sus directivos, los salarios máximos no pasarían de ser una absurda regulación sobre el modo en que los directivos pueden cobrar sus exorbitantes remuneraciones y no una limitación efectiva a esas exorbitantes remuneraciones.

¿Y por qué no subir los salarios más bajos?

Claro que el objetivo de los salarios máximos no tiene por qué ser el de rebajar los salarios de los directivos cuanto aumentar el salario mínimo del personal raso. Si una empresa quiere competir por fichar a un excelente directivo, puede seguir ofreciéndole un sueldo mayor que la competencia siempre y cuando eleve el salario del resto de su plantilla. Y aquí nos topamos con la otra falacia de esta propuesta liberticida: asumir implícitamente que si las masas de empleados cobran poco es porque unos pocos directivos se lo llevan crudo. No, ni mucho menos.

Supongamos que en una empresa hay diez directivos que cobran 12 millones de euros y que luego tenemos a 100.000 trabajadores que perciben un salario de 10.000 euros: el salario más alto es 1.200 veces mayor que el más bajo. En tal caso, habría dos posibilidades extremas de cumplir con la limitación 1:12. Una, rebajar el salario los directivos a 120.000 euros; otra, elevar el salario del personal raso hasta el millón de euros. En el primer caso, la compañía se ahorraría 118,8 millones de euros que apenas darían para aumentar el salario del personal raso desde 10.000 a 11.880 euros. El segundo caso implicaría unos sobrecostes de… 99.000 millones de euros; un completo disparate que la conduciría a una quiebra segura.

En suma, el coste de ambas alternativas no es simétrico, de manera que las posibilidades efectivas de la empresa se limitarán esencialmente a reducir sus salarios más altos, no a elevar de los más bajos. ¿Saldo final? A cambio de un minúsculo aumento de los salarios más bajos dentro de la empresa, ésta no podrá contratar a los directivos más capacitados que realmente necesita. Una carrera hacia lo más hondo: cuanto más erosione la nueva mala dirección empresarial la posición competitiva de la compañía, menores serán sus ingresos y, por tanto, menores serán los salarios que podrá permitirse abonar, lo que a su vez la forzará de nuevo a bajar los salarios de la alta dirección, lo que hará que los directivos mediocres se marchen y sólo puedan contratar a directivos rematadamente malos (que desplomarían aún más sus ingresos). Un círculo vicioso que terminaría hundiendo la empresa y perjudicando especialmente a sus trabajadores menos cualificados, vía desempleo y salarios mermantes.

Lo preocupante de toda esta locura pauperizadora dirigida a hacer estallar la división y especialización internacional del trabajo es que en nuestro país el PSOE rápidamente se ha sumado a apoyarla. No digamos ya IU. Ahora sólo falta a que Rajoy, Montoro y Báñez la abracen entusiastas y así terminaremos de completar nuestro doméstico aquelarre liberticida. Desde luego, eso es algo que necesitamos con urgencia.

También te puede gustar

37 comments

  1. A mi me parece además, que lo q acabaría ocurriendo es que las empresas acabarían dividiéndose por rangos salariales. Habría empresas con los mejores salarios, q tomarían las decisiones importantes, y controlarían (o utilizarían los servicios de) las empresas con menores salarios.

    En general, creo q haría aumentar los costes burocráticos para todas las empresas, y ni siquiera conseguiría evitar muchos de los salarios estratosféricos.

  2. Por cierto, que si se habla de “salarios estratosféricos” también habría que mencionar las ganancias de los cantantes multimillonarios, muchos de ellos de izquierdas.

  3. Gracias.

    Como anécdota, le hice el mismo comentario a un amigo mío que había hablado a favor de la medida de un salario máximo de 12 veces el menor de la empresa. Pero no le convenció tanto.

    Su respuesta fue que entonces habría que considerar esos casos (en los que una empresa con mayores salarios controla o utiliza otra con menores salarios), como fraude.

    Claro, y yo respondí que en la práctica, una sola empresa se relaciona con cientos de empresas, y tratar de diferenciar relaciones y no fraudulentos es imposible (porque no veía un criterio claro para saberlo), erosionaría la seguridad jurídica y desataría un infierno burocrático para todas las empresas. Y puse algunos ejemplos.

    En fin, no le convencí. El decía que se podía regular todo eso bien, y acabar así con la “injusticia” de unos salarios tan grandes.

    Fernando, yo creo que la gente entiende que un cantante-actor famoso gane más, porque ven que se lo tiene ganado por hacer algo especial. Pero para muchos, un gran ejecutivo solo es una especie de funcionario, que gana mucho solo porque le ha tocado un buen puesto. No entienden la complejidad del funcionamiento de las empresas y la responsabilidad de sus directivos.

  4. Según tus postulados, a mayor responsabilidad, mayor salario. Me parece bien. Pero entonces a mayor salario, mayor responsabilidad y, así, podríamos empezar por los que tienen mayores ingresos para buscar a los responsables directos de la situación catastrófica que vivimos y convertir en culpable sin paliativos a un directivo bancario de, pongamos, la ruina de una familia de Oviedo.

    Si es así, de acuerdo, pero si sólo son responsables para cobrar mas, entonces no. No me convence.

    Por cierto, el caso de Suiza no nos vale puesto que es un país en el que el dinero entra por castigo y a consecuencia de las muchas irregularidades que permite. Con dinero de sobra no es necesario preocuparse mucho por cómo se reparte.

  5. La responsabilidad de los errores no dolosos de los directivos los sufren por entero los accionistas que lo han nombrado y que se arruinan. Si media dolo penal, pues entonces sí, a los tribunales.

  6. Me parece que das por sentadas demasiadas cosas sobre las motivaciones humanas, simplificándolas en exceso en una sencilla ecuación. Que un directivo vaya a elegir estar en una empresa con pocas responsabilidades y pocos retos no me parece realista en absoluto. Hay otras muchas variables en juego como prestigio social de la empresa, actividad económica a la que se dedique, clima interno, etc., que pueden influir enormemente en que un directivo elija una u otra empresa donde trabajar. Tu exposición es brillante pero como todo en esta vida y en lo referente al ser humano, al haber tantas variables en juego en un mundo en constante cambio, las predicciones de este tipo creo que son bastante cuestionables.

  7. Puede, en efecto, haber otras variables. Mi análisis es ceteris paribus. Pero si limitas una principal de las variables de ajuste y coordinación, tendrás más desajuste y descoordinación.

  8. Sr. Rallo

    Creo que algunas veces es mejor exponer el problema con ejemplos mas populares y populistas. Por ejemplo, ¿ que pasaria si mañana la LFP implantara ( vamos a suponer que pudiera) un salario maximo en la liga de 1 millon de euros al año? Pues Messi, Cristiano y practicamente la totalidad de los futbolistas de madrid, barsa, atletico, etc, se irian de la liga… Me apuesto algo a que cundiria mas la indignacion.

  9. Es una explicación muy ventajista y basasándose en varias mentiras. Bankia, y otras entidades bancarias pagaban sueldos escandalosamente elevados pero hacian bien el trabajo. No y mil veces no. Es necesario subir los salarios básicos a un millón de euros, aunténtica tontería pero una persona que gana 1000 euros vivirá mejor y tendrá un mayor interés en venir a trabajar que una que gane 800 euros. Al mismo tiempo esa persona que gana 1000 euros podra adquirir bienes, productos que una persona que gana 800 por lo tanto producirá riqueza en otros sectores. La mayoría de delegados, consejeros e incluso presidentes de ciertas empresas del sector financiero y energético es verdaderamente en muchos calamitoso. Por tanto lo de empresa A y empresa B es falso.

  10. Si los directivos de Bankia no hacen bien su trabajo y cobran altos salarios DEBERÍA ser problema exclusivo de sus accionistas. El problema no está en los salarios altos, sino en que fueron rescatados por los contribuyentes.

  11. Señor Rallo,

    Su argumentación tiene mucho sentido en un contexto actual en donde las decisiones estratégicas de las empresas las toman personas que no tienen ni puñetera idea de la actividad empresarial que realiza esa empresa y cuya única motivación es la de obtener cuantos mayores beneficios mejor, también llamados accionistas. Esa gente contratará como directivos gente con una capacidad enorme para hacer cosas que permitan ganar más dinero a la empresa, pero no que mejoren la empresa. Gente que abogará por trasladar los locales de producción a lugares en donde la contratación sea más barata y en donde hayan unas condiciones legales de control de mala praxis empresarial mas livianas. También abogarán por hacer un marqueting más agresivo que oculte las deficiencias de calidad del producto creado. Y un largo eccétera. Pagar una barbaridad a esa gente es una barbaridad. En cambio, toda empresa tiene al típico empleado apaga-fuegos que a base de su amplio conocimiento sobre la producción o por el tiempo que dedica es capaz de aumentar y mejorar la producción. Esa labor está, por lo general, deficientemente valorada. Ese es el problema de los salarios altos, que imposibilitan ofrecer mejores salarios a la gente que trabaja realmente para el bien de la empresa. Lo que no puede ser es tener un modelo por el cual gente cuya función es aumentar el capital de unos tipos que no les importa lo más mínimo la actividad que realice la empresa estén sobredimensionadametne pagados y que gente que hace una labor dia a dia imprescindible para la actividad de la empresa no llegue a fin de mes. Le repito lo mismo que le dije en otro comentario, la idea de enfocar la actividad empresarial a la acumulación de capital es algo muy reciente…

  12. @Chechu

    Esa gente contratará como directivos gente con una capacidad enorme para hacer cosas que permitan ganar más dinero a la empresa, pero no que mejoren la empresa.

    Cuando hay libre competencia, para que la empresa gane dinero debe ofrecer a los consumidores algo que éstos valoren, mientras las empresas rivales hacen o intentan hacer lo mismo.

  13. Fernando,

    El problema viene cuando una emrpesa ofrece productos “normalillos” vendiendolos como “sublimes”. Ese es uno de los grandes problemas de la libre competencia… que las empresas en vez de invertir en mejorar sus productos, invierten en que sean menos costosos o en manipular al consumidor. Y eso, por todos los motivos que uno se puede imaginar, no es bueno.

    Es decir, según la visión que dan los “liberales”, hay que pagarle una barbaridad a un tipo que hace un trabajo orientado a un trabajo no ligado a mejorar el producto que ofrece la empresa. Sin embargo, hay que pagar una miseria al tio que hace que el producto sea mejor que el de la competencia. Lo que te va hacer vender más que la competencia es vender un mejor producto que lo ofrecido por la competencia dentro de unos margenes de coste.

    Si se institucionaliza el no inviertir para mejorar los productos, o para mantenerlos dentro de unos márgenes de calidad, vamos a ir poco a poco haciendo peores productos. Si hacemos peores productos, estaremos provocando que el consumidor se vuelva mas conservador y no consuma a unos niveles que permitan un crecimiento económico. Es decir, esa visión “happy” que tienen muchos “liberales” no único que persigue es el colpaso económico.

    Un saludo

  14. Chechu
    o
    Chuche

    El abaratar costes forma parte de la ‘eficiencia’ de una empresa. Por eso existe la estandarización de los productos por ejemplo…
    Eso no tiene porque implicar pérdida de calidad. La competencia suele competir por ‘precio’, ahí tienes a los Chinos liderando en ‘costes’ o mejor dicho, ‘precios’ casi siempre.
    Pero la gente se da cuenta de que esos productos NO duran. Tiende a comprar productos de fácil y barata sustitución.

    Eso de pagar una miseria y eso de que haga que el producto sea mejor…
    que yo sepa en una empresa sigues unas directrices por contrato, tus propias innovaciones puedes aportarlas pero eso no te da derecho a recibir más de lo estipulado en tu contrato, porque sino el asalariado se pasaría el día intentando innovar la empresa para que trabaja en lugar de hacer el trabajo para el que le han contratado.

    El que se ‘ahorre’ NO quiere decir que no se consuma nunca, ese ‘ahorro’ sirve para ‘invertir’ y ‘consumir’ en un futuro. El crecimiento económico NO pasa por ‘consumir’ per sé, sino ponte a comerte todo lo que hay en la nevera de tu casa esta noche…

    Deja de decir burradas anda.

    Una despedida

  15. @Chechu

    Es decir, según la visión que dan los “liberales”, hay que pagarle una barbaridad a un tipo que hace un trabajo orientado a un trabajo no ligado a mejorar el producto que ofrece la empresa.

    Si a la empresa le merece la pena o no pagarle “una barbaridad” a un alto directivo, es asunto de la empresa. Una empresa que pague demasiado a un trabajador que aporta poco a la empresa, puede terminar quebrando.

    Las empresas se pueden permitir pagar salarios muy altos a los directivos porque son pocos. Una empresa no puede permitirse pagar varios millones de euros anuales a miles de sus trabajadores, pero sí a unos pocos directivos. Y le merece la pena porque si los directivos toman decisiones importantes de enorme trascendencia, la empresa no puede permitirse contratar a un mediocre para ahorrarse unos pocos sueldos, muy altos pero que se pagan a unas pocas personas.

  16. No existen los directivos brillantes, existen los trabajadores brillantes,
    El directivo brillante es un invento de los ricos para tener puestos de trabajo donde, “NO HACER NADA” y ganar 20 30 y 100 veces mas que el trabajador.
    Si fuera “BRILLANTE” no tendrían su sequito de consejeros (por lo general amigachos con poco cerebro) los cuales tienen sus subordinados, que en general son los que sacan la empresa adelante.

  17. Claro, y los accionistas les pagan millonadas por nada. Les regalan su dinero a una camarilla de directivos privilegiados que no sirven para nada. Qué raros son esos capitalistas: en lugar de pagarles el salario mínimo a los directivos y quedarse con su plusvalía, se la entregan misteriosamente a ellos.

  18. Juan Ramón,

    Ya ve, los capitalistas son muy listillos, excepto los propios capitalistas, que me ahorquen si lo entiendo…parafraseando torticeramente a Groucho Marx.
    je,je,je.

  19. ykl, los políticos seguro que trabajan más que tú :)

    ¿Y para que?

    Es lo que no entiendes, si de no hacer nada te lloviera el dinero todo el mundo lo haría.

    No te equivoques, si los trabajadores todos fueran tan brillantes ni estarían en el paro ni habría empresas que quebraran omitiendo las dificultades estatales.

    Además, el dirigir también es un trabajo. No solo picar piedra en el campo es trabajar.

    Entonces si gana tanto más, ¿porque no te haces tú capitalista?

    Ahora dirás, porque yo no tengo capital…

    Entonces no le restes importancia al ahorro de capital generación tras generación cuando tú estás en el mundo incluso por accidente.

    Un directivo hace su función no la del utillero. Por eso tiene a este en su supuesto séquito.

    Te olvidas de que no puede haber subordinados técnicamente cuando están a voluntad en un lugar ya que se necesitan unos a otros.

  20. Entiendo que los accionistas paguen una millonada a los directivos por hacer bien su trabajo, pero no entiendo la razón para firmar contratos con indemnizaciones desorbitadas y paracaídas dorados en caso de que un directivo fracase y arruine la empresa. ¿Se debe a que de no existir estas cláusulas los directivos exigirían mayor salario. se trata de una mala practica generalizada, un problema de agente-principal o un mal menor y riesgo asumible para captar talento? ¿Se deberían limitar estas indemnizaciones?

  21. Requiemsoul, todo esto es una excusa para defender a la clase envidiosa y causante de todos los males de la humanidad. Si nos ponemos a hablar de clases claro.

    Incluso el trabajador debe de intentar trabajar menos y producir más riqueza. Ingeniárselas para ello que para eso le suelen dar el capital y el plan empresarial. Si no se lo dan ya eso hecho es que no hay ningún directivo.

    Lo cierto es que en mi opinión no se debería de rescatar a nadie. Gracias a eso hay 7.000 millones de personas en el mundo y muchas que no se valen por sí mismas porque son unos inútiles o no tienen propiedades que aportar en una transacción económica.

    ¿Alguien podría decir con honestidad que hay ese número de personas y esas rentas per capita por la Revolución Industrial en lugar de por el Estado de Bienestar?

    En un mundo de propietarios solo vivirían propietarios y los que estos quisieran. En un mundo con el actual no solo vive cualquiera haga lo que haga sino que lo hace a costa de loa demás.
    Llamalo facha a lo que digo pero es la verdad.

    Aixi ens va.

    Ya dije que los que deben ser salvados son los que son víctimas de injusticias.

    Y el que un empleado cobre menos que su empleador eso no es ninguna injusticia si no hay engaño o fraude. Es como debe ser.

  22. Los futbolistas, actores…
    en el fondo son conscientes de que el empleador debería de cobrar. Por eso se niegan a trabajar si no les pagan más que a él o que incluso que a ningún futbolista. Ahí el empleador, si lo quiere tiene que bajarse los pantalones.

    ¿Porque?

    Porque no hay 2 CR7 o 2 Groucho Marx.

  23. Requiemsoul
    En España la mayoría de directivos que cobraron grandes sumas por indemnización vinieron de las cajas controladas por cargos políticos. Las mismas que se fueron a la quiebra y fueron rescatadas con dinero público. Les pagamos la indemnización básicamente. En la empresa privada española la verdad no conozco ningún caso de indemnización millonaria y con la empresa quebrada. Aunque si alguien lo sabe que lo diga, estaría interesado en saberlo.
    Con eso no quiero decir que con la empresa privada no pasa. Seguro que ha pasado, simolemente creo que se minimiza la irresponsabilidad en una empresa privada y son casos menos frecuentes. la mayoría de entidades que vendieron preferentes fueron cajas con cargos políticos por ejemplo, aunque también hubo bancos privados metidos en el asunto.

  24. Critian Felber se escandaliza por lo que cobra un directivo en comparación a un jardinero. Yo para nada.
    Me gustó cuando JR Rallo justificó que un especulador en bolsa ganara millones, porque realmente un especulador hace que el mercado coordine y suavice más la variación de los precios y que los recursos se dosifiquen mejor y se pongan en el mercado cuando realmente se necesiten más. A mí me parece una labor importantísima. Y además solo se ve a los vencedores, pero en la especulación muchos especuladores pierden muchísimo dinero. Lo pierden cuando lo hacen mal y su cagada provoca una descoordinación mayor en el mercado, quién se come las pérdidas? El especulador. Concentración de riesgos.
    Quién produce más? Para mí el especulador.

    IU es el que ha pruesto lo de los salarios máximos, pero esque ¿Cuando entenderán que las empresas no son suyas? Que el accionista hace lo que le da la gana con su dinero? Quieren poco a poco ir controlando cualquier aspecto de la vida económica. Eso es lo que les gusta.

  25. Miguel, sí un salario máximo y luego pondrán lo de rentas máximas, ¿no? Jajaja

    Lo que me gustaría saber es la cifra que se inventan de máximo :)

    Siempre poniendo limites artificiales a los beneficios pero no a las pérdidas. Cuanto menos, curioso.

    ¿Realmente alguien se cree que te hace buena persona el fomentar el exceso de población y la disminución de riqueza con la redistribución coactiva de esta?

    En África son todos santos entonces.

  26. Fake, Miguel,

    Lo que no me extraña de los comentarios contra el sueldo de algunos directivos, es que sean de españoles, vamos, que señalen a los directivos del IBEX; ahi si puedo entender que los acusen de ser unos parasitos, parapetados por un equipo de gestores que les salvan el culo.
    Pero como todo en la vida y en el mercado se paga, no tardaran en quebrar lo que tengan entre manos y los pondran en su sitio. Pero son años lo que se tarda muchas veces en descubrir a estos directivos parasitos y la mayor de las veces in Spain, son apadrinados por politicos, para que estos apadrinen sus poltronas…lamentable.

    Por poner un ejemplo concreto, ¿como se pueden hacer tan mal las cosas con un sector como el de la energia electrica, donde todos necesitamos es bien basico de consumo?, ¿que hay que hacer para pifiarla, como se ha hecho en expaña?. Par mi esta claro, corrupcion, intervencionismo, amigotes por doquier recibiendo proyectos de pollos descabezaos…

  27. malthus2014, Miguel…

    Mirar esto que seguro que os partís:

    Esto es lo que estoy estudiando yo en un módulo superior que estoy ahora mismo…

    El adoctrinamiento colectivo y público en todo su esplendor.

    dropbox.com/s/26f2pdlyjamjh87/TEMA%203.-%20LA%20RELACI%C3%93N%20LABORAL.pdf?dl=0

    Y estas son las preguntas que me han puesto de ejercicio y ya las he contestado pero bueno, por deber :)

    dropbox.com/s/jjyw35i8whtd70y/Planelles_Emilio_grupoA_PR%C3%81CTICA%202.%20RELACIONES%20LABORALES%20Y%20PRINCIPIOS%20DEL%20DERECHO%20DEL%20TRABAJO.pdf?dl=0

    Poner las “w” si hace falta.

  28. Miguel, también los bancos vendieron preferentes, lo digo por experiencia familiar, ya que hace unos meses a mi tía le devolvieron parte del capital que invirtió en estos vehículos de ahorro.

    Dejo esta información:
    “Stanley O’Neal, que se convirtió es el número uno de esta lista, recibió 161 millones de dólares como gratificación de despedida, después de que la entidad financiera registrara pérdidas por importe de 7.777 millones de dólares. No obstante, su sucesor en el cargo, John Thain, le superó en pericia al negociar un contrato blindado de 200 millones de dólares para él y los dos antiguos ejecutivos de Goldman Sachs que reclutó para que le acompañaran en caso de despido o de recorte de sus funciones.

    Charles Prince, presidente de Citigroup, cobró 105 millones de dólares pese a que su salida se produjo una vez que el banco anunció depreciaciones de activos por 11.000 millones. Asimismo, Angelo Mozillo, tras 40 años en la hipotecaria Countrywide, percibió 56 millones de dólares.

    Otros ilustres beneficiarios han sido Kerry Killinger y Alan Fishman, de Washington Mutual (44 y 19 millones de dólares, respectivamente, como gratificación de despido); Ken Thompson, de Wachovia (42 millones); Richard Fuld, de Lehman (24 millones); Richard Syron y Daniel Mudd, ambos dirigentes de Freddie Mac (16 y 8 millones de dólares, respectivamente), y James Cayne, de Bear Stearns (13 millones de dólares).

    En España, los máximos ejecutivos también se han apuntado a la moda. De hecho, el ex consejero delegado del Banco Santander, Ángel Corcóstegui, batió un récord mundial al cobrar en 2002 un total de 108 millones de euros por dejar el banco. José María Amusátegui, ex copresidente de la entidad tras la fusión con el Central Hispano, se llevó 56 millones de euros en 2001. Peter Erskine, consejero delegado de la compañía de telefonía móvil O2, adquirida por Telefónica, se embolsó más de treinta millones. Alfonso Cortina, ex presidente de Repsol se llevó 19,50 millones y Manuel Pizarro dejó la presidencia de Endesa con 12 millones bajo el brazo”.

    http://elpais.com/diario/2008/10/12/negocio/1223817269_850215.html

    Resumiendo, es una práctica habitual de la alta dirección ( ya sea sector financiera o no, semipúblico o privado) y a todas luces hace rentable ser un mal profesional y que te echen. Los incentivos son perversos y por eso pregunto si se debe minimizar este oportunismo limitando las indemnizaciones por ley o las consecuencias serían nefastas.

  29. Bueno Fake,

    Esa basura comunistoide/sociata, emana directamente de las patas bobernantes que mas han atado al populacho en este pais: LOS SINDICATOS.
    No me extrañaria que tu profe de esa asignatura, sea un sindicalista pnzudo y amorrao. Con suerte, un interin@ aspirante a ello, aunque con cierto sonrojo ante su postureo.

  30. Requiemsoul, esos supuestos dirigentes lo que hacen es dirigir a los demás arbitrariamente no dirigir un plan empresarial precisamente. Es lo que llaman: control pero sin permitir el autocontrol.

    malthus2014, sí bueno panzudos y no panzudas. Estas mentalidades no entienden de atributos físicos :)

    Lo que quería es poneros una experiencia personal para que os fijarais lo que pretende el sector público.
    Es como morder la mano del que te da de comer.

    Y reitero, es vergonzoso que la gente se pelee por adquirir un empleo cuyo salario viene de restar riqueza incluida la mía.

    Nada en la vida necesita miles de millones de habitantes mucho menos viviendo a costa de los demás sino productividad y beneficio mutuo.

    La economía dada su relevancia no iba a ser menos.

  31. Lo que llaman bancos privados que en realidad sería mejor llamarlos bancos comerciales no son tan privados como parecen. Una vez estás conectado de alguna manera con el BCE para que te privilegie o te suministre algo sin tener porque obviamente no se puede catalogar de entidad financiera privada, al menos no al 100 %. Entonces decir que algo es privado cuando no lo es al 100 % es incompleto.

  32. Requiemsoul
    Siento de verdad lo que le pasó a tu tía.

    Gracias por la información que has pasado, no tenía mucha idea sobre el alcance de ese problema en las empresas. Sinceramente, no me explico como una junta de accionistas puede aprobar eso. Debe ser porque las empresas compiten mucho por estos altos directivos, pero vamos, les da igual hacerlo mal, porque con la indemnización se blinda su futuro.

  33. Muchas gracias, Miguel :). Sinceramente esto ocurrió por aconsejarse mal y lo que perdió en participaciones preferentes no fue nada comparado con otras malas inversiones que ha hecho.

    Premiar el trabajo bien hecho y castigar el mal desempeño o al menos no premiarlo, así, intuitivamente se debería diseñar un contrato.
    Y esto es aplicable a cualquier coste de despido, no sólo a los que implican la alta dirección.

  34. Miguel,

    Ya sabemos lo que paso con Bankia, se permitio su salida a Bolsa sin que una auditora tuviera los cojones o los fajos de billetes suficientes, para aprobar semejantes cuentas; el resultado ya lo conocemos. Para mi es delito societario de libro, pero ya interpondran mil y una argucias, para que algo tan palmario, se quede en agua de borrajas.
    Tengo a un amigo que le pillaron 15.000 euros, esta por verse cuando sale el juicio y que le devolveran.

  35. Requiemsoul
    Te dejo un comentario que escribió un tal Ignacio hoy mismo:

    “Lo que dice Juan Ramón es correcto pero a veces son necesarias algunas matizaciones. Después de mas de cuarenta años como empresario y consultor de empresas debo deciros que no siempre es fácil hacer responsables a los directivos de malversaciones, actuaciones ilícitas o de mal uso de los recursos empleados. Como indican muchas veces los auditores no se puede emitir juicio en contra de las decisiones de un directivo si en los estatutos de la sociedad no figura limitación a su poder en lo que a gasto e inversión sobre ciertos recursos se trata o si aquellos resultan excesivamente ambiguos. La “teoría de la agencia”,ya pone de manifiesto al referirse al gobierno de la empresa el difícil control que propietarios y accionistas pueden ejercer por causa de la existente separación entre estos (el principal) y los directivos (los agentes), por la distinta información en cantidad, lugar y tiempo que unos y otros pueden llegar a tener sobre la empresa (asimetría de la información entre principal y agente), por el distinto vínculo entre ambas partes y porque el dispositivo de puesta bajo control es una cuestión no bien delimitada. Todo esto lleva a que los primeros pocas veces pueden controlar efectivamente a los segundos. El problema se complica cuando unos directivos son a la vez “agentes y principal” en una cadena jerárquica arborescente y ramificada donde el clientelismo y la obediencia debida se rencuentran o si los propietarios tienen un vago interés por el gobierno corporativo debido a ser realmente anónimos y considerarse más inversionistas que copropietarios: fondos de pensiones, sociedades de inversión colectiva, sociedades de capital riesgo, etc., especialmente cuando, además, la mayoría de las veces no siempre son socios mayoritarios. Es verdad que largo plazo los accionistas harán por echar a los directivos ineficaces e ineficientes… pero también he visto lo que aquí os señalo…”

    Realmente se puede deber a la estructura de las sociedades anónimas. Siempre me ha parecido una figura jurídica rara eso de la responsabilidad limitada. No digo ni buena ni mala, simplemente no sé que pensar.
    Aunque eso es otro tema.

    Invertir no es algo para todo el mundo hoy en día. “hacia una sociedad de propietarios” del Instituto Juan de Mariana me gustó porque a lo que tendríamos que ir es a una sociedad donde la gente tuviese más idea de cómo gestionar sus ahorros en este mundo de las finanzas. Pero en fin, en todo esto siempre habrá estafadores y gente que te la quiere clavar doblada.