Sobre la fiabilidad del PIB: réplica a Juan Carlos Barba

Blog

Aunque creía haber escrito mi última réplica al famoso informe sobre la manipulación del PIB español, elaborado por Juan Carlos Barba, Roberto Centeno, Juan Laborda y Juan Carlos Bermejo, la reciente respuesta ofrecida por uno de ellos, Juan Carlos Barba, creo que sí merece una contestación. No tanto porque aporte ningún argumento ni bueno ni novedoso al debate sino que sí proporciona una nueva modalidad de argumentación: la descalificación personal como cortina de humo para ocultar los errores propios.

Procedo a estructurar mi respuesta en tres partes: en la primera repetiré (por enésima vez) cuáles son los errores del informe que se están negando a rectificar; en la segunda, haré una valoración sobre sus acusaciones personales; y en la tercera efectuaré una reflexión más general sobre su estrategia ventilador.

Los errores persisten

Sinceramente confiaba en que mi última réplica moviera a una reflexión honesta de los cuatro economistas autores del informe: la confusión entre producción final e ingresos así como la adopción precipitada de unos indicadores cuya comparabilidad y relación con el PIB ni siquiera han comprobado, pensaba que eran motivos suficientes para dejar el informe en suspenso a la espera de una reelaboración más sólida o de su definitivo descarte.

Sin embargo, al menos uno de ellos, Juan Carlos Barba, ha optado por empecinarse en el error. Su primera línea de def888ensa es que el informe original no ha visto alterada en absoluto su metodología; la segunda, que afirmo que las importaciones afectan al valor añadido bruto; y la tercera, que la ruptura de correlación entre ingresos y PIB en España sigue siendo un caso excepcional dentro del contexto europeo.

Empecemos con la primera contrarréplica de Barba:

[Rallo] también dice que hemos cambiado la metodología, algo falso pues seguimos haciendo lo mismo, es decir, comparar la evolución del PIB por subsectores con la de otros indicadores económicos del mismo subsector. Dónde está el cambio en la metodología es algo que se nos escapa.

Muy sencillo. No soy sólo yo quien afirma que los autores han cambiado la metodología de su estudio. Es el propio Barba quien lo admite. Vayamos apenas unas líneas antes en su artículo:

En la primera réplica Rallo hay que reconocer que trabajó bien y nos hizo ver que algunos supuestos que habíamos hecho en nuestra primera estimación no eran correctos, básicamente el porcentaje de la economía que abarca el indicador de actividad de los servicios y la ponderación de los subsectores.

(…)

En nuestro segundo informe nos preocupamos de buscar indicadores alternativos en los subsectores que no abarca ni el índice de servicios ni el de industria, ya que al quedar excluida una parte tan grande de la economía no parecía serio hacer una estimación del total del PIB en estas condiciones. Obviamente, y como no existen indicadores tan exahustivos [sic] en el resto de subsectores, hemos tenido que buscar otros.

Es decir, que en mi primera crítica les hizo ver que el método que habían utilizado para calcular la sobrevalorización del PIB no era correcto y, debido a ello, tuvieron que alterarlo en su respuesta buscando otros indicadores de sobrevalorización menos exhaustivos que los empleados en el informe original. ¿Esto no es un cambio de metodología? ¿Acaso haber descartado en gran medida el principal indicador con el que se estimaba esa sobrevalorización (el IASS) y haberlo sustituido por otros indicadores menos “exhaustivos” no constituye un cambio de metodología? Claro que lo es: y es un cambio de metodología, insisto, que vuelve su informe mucho menos robusto de lo que ya era. ¿A qué viene negar lo que él mismo reconoce?

Segunda defensa de Barba: mi presunta confusión entre valor añadido bruto e importaciones. Cito:

Otra de las falacias de este peculiar economista es decir que el valor añadido generado por una actividad productiva depende de si compra sus productos al vecino de al lado o a una empresa de Indonesia, es decir, si importa los productos necesarios para su actividad o no lo hace. El error de concepto es tan garrafal que cuesta creer que lo haya cometido sin darse cuenta.

O Barba no me lee o me manipula (o un poco de ambas). Cito el párrafo de mi artículo donde supuestamente afirmo que el VAB debe corregirse por las importaciones:

Nuestros cuatro economistas se están olvidando de las importaciones: una empresa del sector servicios puede tener muchos ingresos porque venda muchas mercancías importadas, de modo que su facturación puede desmoronarse tan pronto como deje de importar. Este hundimiento de las importaciones, pues, afectaría a los ingresos del sector servicios pero no al VAB del sector servicios.

Como vemos, yo no digo en ningún momento que el VAB deba corregirse por las importaciones (¡las importaciones no afectan al VAB!), sino que las importaciones afectan a los ingresos (IASS). El hundimiento de las importaciones podría explicar por qué los ingresos del sector servicios se hunden a partir de 2008 y, sin embargo, el VAB del sector servicios no lo hace. Si hasta 2007 una empresa sólo ofrecía servicios a partir de los bienes y servicios que importaba desde el exterior, su facturación sería muy elevada, pero su VAB no (el VAB es producción interna y esa empresa no produce nada internamente, sólo vende lo que compra fuera). Como a partir de 2007 las importaciones se han desplomado, es normal que los ingresos (el IASS) que obtenían muchas empresas por la venta de bienes o servicios importados se hayan a su vez desplomado sin que ello haya afectado significativamente a su VAB. Creo que el argumento es relativamente sencillo de entender para cualquier economista medio, de forma que me cuesta aceptar que Juan Carlos Barba caiga en semejante confusión: o se ha leído mi réplica muy rápidamente (escaso interés mostraría en absorber y valorar los argumentos opuestos) o la está adulterando.

Por último, Juan Carlos Barba sostiene que en España la discrepancia entre “producción en los servicios y PIB” [nota: el IASS no mide producción, sino ingresos; ignoro cómo Barba sigue cometiendo este error elemental en torno al indicador base sobre el que construyen todo su informe] es la mayor de toda Europa, sólo a la altura de Portugal. No es estrictamente cierto: entre 2007 y 2013, el VAB de servicios en España crece un 6,7% y el IASS cae un 25,8%, esto es, se abre una brecha de 32,6 puntos; en Portugal, esa brecha es de 26,5 puntos; en Malta, de 47; y en Grecia, de 20,4. Es decir, Malta tiene una brecha aun mayor que la española, y Portugal y Grecia una menor, pero igualmente muy elevada. ¿Qué tienen en común todos estos países? Pues que antes de 2007 exhibían un brutal déficit exterior (importaciones mayores que exportaciones): en 2006, Grecia tenía un déficit exterior del 10,9% del PIB; Portugal, uno del 10,6%; España, uno del 8,9%; y Malta, uno del 9,3%; asimismo, después de la crisis, todos ellos han eliminado ese déficit e incluso han pasado a exhibir superávit: en 2015, Grecia tuvo un déficit exterior del 0,05%; Portugal, un superávit del 0,4% del PIB; España, un superávit del 1,3%; y Malta, un superávit del 9,8%. Es decir, países que pasaron de vender mucho por importar mucho a países que vendían menos importando muchísimo menos: caída del IASS sobreproporcional al VAB.

Barba no ofrece respuesta alguna a esta objeción salvo huir hacia adelante:

Si Grecia ha mentido de forma monstruosa en sus estadísticas y lo hubiera hecho también España, ¿por qué razón no habría de haberlo hecho también Portugal, sometido a las mismas presiones por parte de Bruselas y los mercados?

Es decir, que la manipulación del PIB ya no sólo afecta a España, sino también a Portugal y probablemente a Grecia y a Malta. Nótese la estrategia: intento demostrar que el PIB está manipulado en España porque un determinado fenómeno (amplia brecha PIB-IASS) sólo se da en España y no en el resto de Europa; pero cuando descubro que esa brecha también se da en otras partes de Europa (con un perfil de crisis similar al español)… entonces tendrá que ser porque ellos también manipulan el PIB. Por tanto, si la comparativa internacional se distancia de España, es que España manipula; si la comparativa internacional se acerca a España, es que todos manipulan. Lo que jamás se pone en duda es que España manipule: pero si en ningún momento se ha estado dispuesto a admitir que la comparativa internacional permite falsar la hipótesis inicial de que España manipula, ¿a qué vino utilizar la comparativa internacional desde un comienzo?

En suma, Barba no proporciona ningún argumento novedoso: se limita a reiterar los mismos errores que ya habían sido rechazados en artículos anteriores y que siguen comprometiendo gravemente su informe.

El ventilador en marcha

Juan Carlos Barba comienza su réplica lamentando que “el tema se está convirtiendo, a fuer de las réplicas (ver aquí y aquí) del economista Juan Ramón Rallo, en algo que empieza a rondar peligrosamente lo personal, abandonando el tono técnico que debería ser el dominante en estas discusiones”. Estoy de acuerdo en que estas discusiones deben estar dominadas por un tono técnico y me gustaría que se señalara qué descalificaciones “personales” contra alguno de los cuatro autores del informe introduje en esas dos columnas enlazadas. En todo momento me limité a valorar sus argumentos y, finalmente, les sugerí que se tomaran tiempo en reelaborar un informe cuya metodología y resultados se habían ido derrumbando a golpe de críticas. Pero en ningún momento les acusé ni de tener intereses ocultos, ni de ser ignorantes, ni de carecer de prestigio, ni de ser irrelevantes, ni de estar al servicio de lobbies. Es más, ni siquiera prejuzgué los motivos de su obsesión con demostrar que el PIB español está manipulado: la vigilancia ciudadana y profesional de los organismos estatales me parece un propósito loable. Repito: lo único que critiqué fueron los argumentos, no a las personas. Y si en algún momento lo hice, por favor, extraigan las citas dónde lo hago.

Como decía, a pesar de que Juan Carlos Barba lamenta que el debate degenere a lo personal, él mismo dedica la mayor parte de su réplica a descalificarme en términos personales, no a articular nuevas y buenas réplicas a mis argumentos técnicos. Curiosa forma de mantener el debate alejado de personal por la vía de centrarlo en lo personal.

Así, Barba me acusa de adscribirme a una escuela pseudocientífica como la austriaca, de dirigir un “chiringuito” como el Instituto Juan de Mariana que depende de Exxon y de los hermanos Koch, de dar clase en un máster no acreditado por la ANECA y de ser un “mercenario” del régimen estatal español. No sé muy bien qué relevancia podría tener todo esto en un debate sobre el PIB, pero convendría que Barba se informara mejor o al menos valorara la información disponible de una forma menos sesgada: la Escuela Austriaca no utiliza ningún método acientífico (véase la discusión aquí y aquí), aunque es cierto que hay personas que se adscriben a la Escuela Austriaca y que no son más que demagogos pseudocientíficos (como también hay magufos en otras corrientes sin que ello las invalide). El Instituto Juan de Mariana no ha recibido ningún tipo de aportación económica de Exxon o de los Koch (aunque, como siempre digo, estaríamos encantados de hacerlo si no condicionan nuestros principios y nuestras argumentaciones), por lo que animaría a Barba a demostrarlo empíricamente (método científico) más allá de colocar un par de enlaces que tampoco aportan prueba alguna. El máster de OMMA no está acreditado por la ANECA, pero ello no demuestra que sea de mala calidad (hay muchos másteres de calidad no acreditados) ni que estuviera acreditado demostraría ser de buena calidad (el máster oficial en Escuela Austriaca de la URJC está acreditado y seguro que Barba opina que es de pésima y pseudocientífica calidad); del mismo modo, el hecho de que Barba sea licenciado en Farmacia y carezca de la titulación acreditada de economista no demuestra que sea mal economista (ni el hecho de que poseyera tal titulación probaría que es buen economista: yo mismo la tengo y él me considera un mal economista). Y, por último, mi posición de “mercenario” dentro del régimen español resulta bastante llamativa, dado que critico sin medias tintas a todos los partidos en el poder, defiendo posturas escasamente apreciadas por la casta (el derecho de secesión político, el Brexit, la libertad migratoria, las quitas a la banca como alternativa al rescate, la absoluta descentralización municipal, la oposición al Estado de excepción antiterrorista, la eliminación de todo privilegio estatal a las empresas, la suspensión del QE, la eliminación de cualquier subvención empresarial o la imposición de sanciones al Gobierno —y no a los ciudadanos— por incumplimiento del déficit).

Uno podrá acusarme de estar muy equivocado, de ser un ignorante fanatizado o de presentar un análisis reduccionista de la realidad, pero desde luego no se me podrá acusar de que mis opiniones vengan condicionadas por los intereses de la casta política o empresarial: de hecho, mis opiniones sobre temas muy variados son relativamente previsibles a partir de los principios ideológicos a los que me adscribo (los principios del liberalismo de corte libertario: defensa de la libertad individual, defensa de la propiedad privada y defensa de los contratos). Si alguna vez me desvío de tales principios, cualquier podrá detectarlo con muchísima facilidad (si comenzara a defender subidas de impuestos, ayudas a empresas, rescates bancarios, procesos de centralización política, etc.): en ese sentido, soy extremadamente transparente en mis posiciones intelectuales.

Por supuesto, uno puede formarse la paranoia de que toda la ideología liberal-libertaria es, en el fondo, una construcción al servicio de las élites político-empresariales mundiales: paranoia que sería equiparable a sostener que todos los no liberales-libertaros son en realidad apologistas del Estado y lo único que pretenden es ampliar su poder volviendo a la sociedad más servil frente a la política. La realidad es más sencilla: el liberalismo es una corriente de pensamiento que a muchos —no sólo a unos pocos españoles al servicio de la oligarquía postfranquista del Ibex 35, sino a millones de personas por todo el planeta— nos resulta más justa, más digna y más adecuada para avanzar hacia una sociedad en la que todos puedan promover sus proyectos vitales en cooperación con los demás. ¿Que podemos estar equivocados? Desde luego. El problema es adoptar una postura tan intelectualmente arrogante como para convencerse de que todo el que discrepe de ti ha de ser tonto o malvad. ¿Por qué no considerar la posibilidad de que el equivocado eres tú?

En el caso que nos ocupa, sólo querría efectuar una consideración muy elemental: el informe de Juan Carlos Barba ha aparecido en dos de los medios de comunicación más leídos de España (El Confidencial y Vozpópuli) y, por tanto, habrá sido consultado por varias decenas o varios centenares de economistas académicos y competentes. Puede que Barba no me considere un economista cualificado para desmentir su muy riguroso informe, pero imagino que no guardará esa misma opinión de las decenas o centenares de economistas que lo hayan leído en la última semana. ¿Por qué, si la denuncia que efectúan en su informe es tan evidente, irreprochable y escandalosa, no hay salido ningún economista renombrado a defenderles y a avalarles? ¿Por qué no estamos presenciando una revuelta académica contra el INE? Una de dos: o porque todos los economistas académicos serios de este país —centenares o miles de ellos— están a sueldo de la casta o porque, en cambio, no han creído que el informe tenga demasiado fundamento. En lugar de insultar a quien se toma la molestia de analizar críticamente tu informe en lugar de ignorarte, quizá deberías plantearte de manera no conspirativa por qué todos los demás ni siquiera se han tomado la molestia de comentarlo.

La cortina de humo

Llegados a este punto, permítaseme efectuar, esta vez sí, una valoración personal sobre la réplica de Juan Carlos Barba. ¿A qué viene tamaña sobrerreacción? Mis réplicas han servido para alargar la visibilidad del informe en prensa (esto es, para que más gente lo conozca) e incluso para, según su propia confesión, detectar errores y mejorarlo. Si uno estuviera sincera y honestamente interesado —como afirman los autores del informe— en dar a conocer el informe, mejorar sus posibles errores y, en todo caso, defender su robustez mediante el debate público, lo razonable sería dar la bienvenida al discrepante y ceñirse en ofrecer una respuesta pausada, reflexiva, específica y sosegada a sus réplicas.

Sin embargo, Barba no hace eso: el tono de su artículo es claramente frentista, ofendido, faltón, desquiciado y conspiranoico. ¿Por qué? Pues porque su estrategia para ganar este debate ha mutado: en lugar de defender la tesis del mismo con solidez, ha optado por descalificar al crítico (falacia ad hominem). El propio Barba construye explícitamente ese estigma en su artículo para que así su lector se cierre en banda a mis argumentos:

Es sin ningún género de dudas un mercenario del régimen, una persona cuyo discurso intelectual siempre estará mediatizado por sus intereses. Por lo tanto sus argumentos valen lo que valen: casi nada.

Por el contrario, él mismo se presenta como una persona honesta, sin intereses y sin sesgos:

Yo no tengo ningún interés económico en nada de lo que escribo. Eso me permite libertad de pensamiento, al contrario de lo que le pase a este lamentable personaje.

Puede ser que Juan Carlos Barba no posea interés económico en demostrar que el PIB está inflado, pero desde luego sí tiene intereses intelectuales en probarlo (búsqueda de prestigio, reconocimiento y capacidad de influencia). Poseer intereses intelectuales no es algo necesariamente malo, dado que puede actuar como catalizador para esforzarte y trabajar mejor. Pero esos intereses intelectuales también pueden nublarte el buen juicio: cuando has colocado todo, o gran parte, de tu capital intelectual en una idea que es errónea, tu reputación queda indefectiblemente ligada a la suerte que corra esa idea: si todos aquellos que te siguen, leen, escuchan y valoran llegan a la conclusión de que esa idea es un disparate, tu reputación se reduce de manera muy significativa.

En este caso concreto, Barba viene defendiendo desde hace años que el PIB español está manipulado. Muchas personas, esencialmente agrupada en torno a Colectivo Burbuja, han creído en sus denuncias, y entre esas personas se hallan los otros tres economistas que recientemente se han sumado a ellas —Roberto Centeno, Juan Laborda y Juan Carlos Bermejo—. Como es obvio, si ahora Barba rectificara y se desdijera de todo su análisis previo —si reconociera que su informe sobre la manipulación del PIB era metodológicamente defectuoso y que, a su vez, ahora no es capaz de demostrar con otra metodología más robusta que el PIB sí está inflado—, muchos de sus lectores dejarían de confiar en sus ulteriores análisis y, además, sus otros tres compañeros de informe podrían reprocharle que haya saltado de un navío en el que él los impulsó a embarcarse (traición). Perdería buena parte del capital intelectual y reputacional que posee entre los suyos. En otras palabras, puede que Barba no tuviera en un comienzo intereses en probar que el PIB estaba manipulado, pero desde luego sí los tiene ahora mismo en negar que se ha equivocado de un modo tan notable y, por tanto, en empecinarse a demostrar —por mucho que haya que retorcer datos y metodologías— que el PIB ha de estar —por necesidad personal— inflado.

Esta última réplica de Juan Carlos Barba no es un documento intelectual que pretenda avanzar en la búsqueda de verdad alguna: es un arma arrojadiza para matar al mensajero y, sobre todo, para reafirmarse ante su propia parroquia. Sólo trasladando el mensaje de que el otro está personalmente descalificado para opinar sobre nada se puede tratar de salvaguardar un capital intelectual y reputacional que ha estado durante años ligado a un informe cuyos múltiples fallos no han resistido ni un par de días de análisis medianamente pormenorizado. No sé hasta qué punto esto es una estrategia deliberada de Barba o, simplemente, autoengaño (“me resisto a digerir las críticas así que mejor autoconvencerme de que el crítico no tiene derecho a criticarme”), pero en todo caso el tramposo propósito del artículo es más que claro.

Por mi parte, sólo reiterar el consejo con el que concluí mi última réplica: tomaos tiempo para reflexionar sosegadamente sobre vuestro informe. En apenas una semana lo habéis presentado ante los medios de comunicación y lo habéis rectificado de arriba abajo para tratar de aparentar que las conclusiones no se veían afectadas. Las respuestas apresuradas, impulsivas y en caliente, tal como pone de manifiesto la reciente contestación de Barba, son sólo una forma de meter la pata cada vez más hondo. Equivocarse es algo que hacemos todos; enrocarse en el error es algo tremendamente humano; y rectificar a tiempo es un meritorio logro que a todos les cuesta. Pero nada de ello justifica que recurramos al insulto, a las difamaciones y a las teorías conspirativas para salvaguardar nuestras creencias: es decir, nada de ello disculpa que abandonemos los buenos modales y nos convirtamos en anti-intelectuales marrulleros.

También te puede gustar

59 comments

  1. Tremendo. Perplejo de haber asistido a semejante apaleamiento, tanto intelectual como de estilo personal. Si el Sr. Barba no hubiese mostrado tan malos modos, hasta daría lástima. Hacía tiempo que había dejado de leer sus artículos porque me daba la impresión de que sólo le interesaban aquella parte de los datos que avalaban sus posicionamientos de partida. Veo que no andaba desencaminado.

    Un saludo Rallo, y si me permite el consejo, deje de abusar que pequeñines, que seguro que tiene cosas más valiosas a las que dedicar el tiempo.

    1. A ver esos lectores críticos e informados, que estén al loro, no vaya a ser que les den gato por liebre

      ‘Otra de las falacias de este peculiar economista es decir que el valor añadido generado por una actividad productiva depende de si compra sus productos al vecino de al lado o a una empresa de Indonesia, es decir, si importa los productos necesarios para su actividad o no lo hace. El error de concepto es tan garrafal que cuesta creer que lo haya cometido sin darse cuenta. La corrección por las operaciones exteriores solo se hace, como es lógico, cuando se mide la demanda nacional para estimar el PIB. Si las importaciones son mayores que las exportaciones, como ocurría hasta hace bien poco, y no se corrige por este factor, se sobrestimaría el PIB. En un país con superávit exterior hay que hacer la corrección contraria, es decir, que si no se hiciera se subestimaría el PIB. Pero si vamos directamente al valor añadido generado durante la actividad económica, que es como se mide el PIB cuando se hace desde la perspectiva de la oferta, no hay que hacer ninguna corrección por el sector exterior exceptuando los impuestos sobre las importaciones. Ignoramos si pretende tomar el pelo a sus lectores o bien es que sus conocimientos de lo que significa valor añadido y de cómo se mide el PIB desde las diferentes aproximaciones no dan para más. Más bien me inclino por la primera explicación.’ JCB

  2. Sr.Rallo,
    Sería posible que el PIB estuviera manipulado aunque la metodología empleada por estos 4 economistas sea errónea?
    Es posible que no exista ninguna metodología para demostrar, sin lugar a dudas, una posible manipulación?
    Quizá solo se pueda deducir pero no demostrar?
    Alberga alguna duda al respecto? Esta pensando en intentar demostrar lo contrario o lanzarse a hacer bien lo que JC Barba parece no haber hecho tan bien aunque pueda estar en lo cierto?
    O solo se quedará en la crítica a esta metodología aparentemente errónea?
    Tengo la impresión que algo está rumiando. Se agradece su esfuerzo en estas réplicas y el haber dado visibilidad al tema.

    1. Ójala nos sorprenda y esté “rumiando algo”, pero me temo que no. Que su único objetivo era desacreditar la crítica.
      Esperemos que nos sorprenda y nos haga cambiar de opinión.

    2. Kibariz,
      ¿Que sentido tendría tratar de demostrar que no existe una manipulación del PIB, cuando ni siquiera se ha encontrado ningún indicio de que la haya habido?
      Lo lógico es que sea aquél que tenga la certeza de que haya habido manipulación el que lo demuestre y no al revés, después se podrá valorar si su teoría es correcta o no, tal y como ha hecho Rallo en este caso.
      Por otra parte, está claro que no es posible demostrar con total certeza que exista o no una manipulación del PIB, tan sólo es posible estimar de forma aproximada si la hay o no, teniendo en cuenta su comparación con otros indicadores, y como ha quedado demostrado en este debate no hay razones concluyentes para deducir que la haya, al menos comparando la evolución del PIB con la del indicador IASS.

  3. Rallo:

    Yo he trabajado profesionalmente en España en temas de Contabilidad Navional y Macroeconomía, y me ha sorprendido tu reacción a la crítica del dato-PIB de Barba et alii, que es un crítica que viene de antiguo y es ampliamente aceptada.

    La crítica al dato-PIB, que tanta ira intelectual te provoca, es moderada y funcional y, a diferencia de hace unos años, esta vez no está en absoluto en contradicción con los designios de la UE, sino todo lo contrario.

    Tu intervención es HORTERA y GAFE.

    Hortera porque rechina al margen de la “main stream” e, incluso, del poder estadístico, que necesita de críticas que pasen inadvertidas, sin tus petardeos, y al que no le hace falta específicamente tu ayudita por lo que tú representas.

    Gafe porque creas a tu alrededor un ambiente enrarecido que hace que la gente se equivoque.

    TODOS SABEMOS QUÉ ES EL DATO-PIB… Y TANTAS COSAS EN ESTE TRISTÍSIMO FIN DE LA ORGÍA POPULARCAPITALISTA OCHENTERA.

    Hay un cosa que te dice Barba que tiene toda la razón del mundo: Roma no paga traidores.

    Niegas la estructuralidad de la situación española. Crees que se sale de esta con tus recetitas de ECONOMÍA DE MERCADILLO.

    Un ajuste a la baja del 10% del PIB español es administrable por la UE y podría estar ya pactado. Uno del 30%, no.

    NO SALE NADIE CONTRA LA CRÍTICA AL DATO-PIB PORQUE NADIE HABLA DE LA HORCA EN CASA DEL AHORCADO y la gente somos más prudentes de lo que tú te crees, dada la gravedad de la situación española.

    ¿Cómo crees tú, si no, que va a ser el trance del ESTRANGULAMIENTO FINANCIERO TOTAL FINAL este otoño?

    Viene a España:

    – la SEGUNDA CRISIS DE ENTIDADES DE CRÉDITO;

    – el SEGUNDO RESCATE-UE; y

    – el SEGUNDO PINCHAZO DE LA BURBUJA.

    Se va al garete en España tu amado Capitalismo Popular (= Reparto al pueblo de la renta del Trabajo & Empresa, vía Pisito & Paguita & Cartillita) y toca defender el Estado del Bienestar con más impuestos y más UE, rezando para que los tipos de interés estén en nivel cero durante años, mientras la sobrevaloración inmobiliaria se torna en infravaloración, para liberar el empleo, y proliferando elementos de economía de planificación central: ¡exactamente lo contrario de lo que defiendes tú! Mala suerte, chico. Tenías que haber nacido 30 años antes: Mario Conde te hubiera hecho consejero.

    AHORA SOLO SIRVES COMO MERO PROVEEDOR DE IDEÍTAS PARA OBREROS-PROPIETARIOS PERDEDORES NECESITADOS DE CHIVO EXPIATORIO.

    Saludos cordiales.

  4. Conclusiones:
    1. Todos los indicadores disponibles discrepan del PIB estimado por el INE.

    2. Como Rallo apunta, los números y ponderaciones que ha puesto el INE para calcular el PIB seguramente estarán bien sumados.

    3 ¿Se puede demuestrar que el PIB es falso con una certeza total sin hacer una auditoría? No, pero se demuestra que es muy probable que el PIB esté falsificado en torno al 19%.

    Esta réplica de hoy de Rallo es hilarante, se ve que te han dolido las palabras de Barba, otro indicio que indica tu sesgo de análisis.

    Como muestra un botón:
    – Barba dice que Rallo les hizo ver que el IASS refleja un porcentaje menor de la economía del que ellos pensaban y que por ello lo completan con otros indicadores.
    – Rallo dice que Barba ha reconocido que su análisis inicial “no era correcto”

    Pues vale. Para mí con este análisis te has desacreditado totalmente. El Master que hacéis de Value Investing me consta que es muy bueno, pero aquí no aplicas ninguno de los principios de los que allí explicáis.

    ———————————————————————————-
    Aquí la transcripción:
    – Dice J.C. Barba: ” nos hizo ver que algunos supuestos que habíamos hecho en nuestra primera estimación no eran correctos, básicamente el porcentaje de la economía que abarca el indicador de actividad de los servicios y la ponderación de los subsectores(…) En nuestro segundo informe nos preocupamos de buscar indicadores alternativos en los subsectores que no abarca ni el índice de servicios ni el de industria

    – Y según Rallo, J.C. Barba quiere decir: “mi primera crítica les hizo ver que el método que habían utilizado para calcular la sobrevalorización del PIB no era correcto y, debido a ello, tuvieron que alterarlo en su respuesta buscando otros indicadores de sobrevalorización menos exhaustivos que los empleados en el informe original. ¿Esto no es un cambio de metodología? ¿Acaso haber descartado en gran medida el principal indicador con el que se estimaba esa sobrevalorización (el IASS) y haberlo sustituido por otros indicadores menos “exhaustivos” no constituye un cambio de metodología?”

    1. No, no se demuestra EN ABSOLUTO que el PIB esté sobrevalorado en un 19%. Si quieren hacer una auditoría, pues bien. No me opongo a ello. Yo estoy valorando la calidad de un argumento económica para intuir tal sobrevalorización, y esa calidad es escasa.

  5. Barba ya tuvo una movida parecida en el foro burbuja.info. Él hacía “informes” que recibían por un lado el aplauso de la grada porque iban muy a tono con el público (corte catastrofista, conspiración generalizada, hundimiento de la economía a la vuelta de la esquina…). Pero por otro lado había mucha gente que le hacía notar errores graves de concepto que, básicamente, hundían el valor del “informe”.

    Muy pronto intentó que los informes fuesen de sólo lectura eliminando los comentarios críticos, y al final optó por irse del foro no sin antes conseguir que se eliminase todo rastro de su persona y de sus pseudo-informes. Incluso a día de hoy creo que no puede escribirse su nombre en el foro sin que te lo sustituya por una ristra de asteriscos.

    Por eso, mucho cuidado con esta gente que sólo sabe escribir en sus cámaras de eco, recibir muchas alabanzas y tener silenciada a la crítica. En cuanto alguien les lleva la contraria se ponen furibundos y arrecian las descalificaciones personales.

  6. He seguido el debate, y tras leer y comprender los argumentos de ambas partes, me ha quedado claro que las críticas de Rallo han desmentido y ridiculizado de forma absoluta el informe realizado por los cuatro economistas, así como sus contraréplicas.
    El debate me ha parecido muy interesante, no sólo ha servido para esclarecer esta cuestión, sino que también me ha ayudado a aprender algo más de economía.

  7. Rallo:

    ¿Por qué Rallo sale haciendo de abogado del Instituto Nacional de Estadística en contra de cuatro conomistas criticos no orgánicos que destacan por no casarse con nadie?

    ¡Cuántos viriatos ves, Rallo!

    Roma no paga traidores.

    El Estado no va a darte nada, por muchos capotazos que des, dada tu permanente injuria.

    Saludos cordiales.

  8. El repaso es apoteósico !…….. No me reía tanto en mucho tiempo.

    Solo una cosita off-topic

    Podría el administrador de la página programar la opción de etiquetar como SPAM algunos comentarios y que éstos desaparezcan de la vista particular de cada uno ???

    Es que últimamente se hace muy difícil seguir la sección de comentarios al tener que saltar los del usuario señor-liberalauténtico-pisitos.

  9. Da un poco de pena.

    Hay gente que tiene demasiada confianza en sus fuerzas.

    Luego se dan de bruces con la realidad.

    Es posible que el PIB esté inflado y que haya otra explicación. Pero es un error decidir que el PIB está inflado, sin evidencias, y luego construir unos argumentos para demostrarlo. Primero necesitas algún indicio, no una intuición o un deseo. Luego puedes ir por la vía negativa e intentar demostrar que las evidencias son falsas. Si fallas, si la evidencia sobrevive, entonces puedes intentar explicar por qué es cierta. Y hay que recordar que es posible que la evidencia sea cierta, y que desarrolles un mal modelo, con errores o falacias, y que la gente termine creyendo que como el modelo contiene errores entonces la evidencia es falsa. Los errores lógicos contaminan la apreciación de la evidencia. Por eso hay que limpiar los modelos antes de publicarlos.

  10. Rallo:

    En particular, no nos creemos:

    – el dato-PIB

    – el dato-Empleo

    – el dato-Población

    – el dato-Vivienda

    – el dato-Turismo

    ¿Tienes algo que objetar o somos libres de pensar lo que queramos en relación con esta información que no es registral sino solo estimación?

    Saludos cordiales.

    1. Algunos hombres dicen que la tierra es redonda. Otros, dicen que es plana. Si fuera redonda, ¿puede el Parlamento hacerla plana? Si fuera plana ¿Puede el Rey decretar que sea redonda?

      Si los poderosos no pueden cambiar la verdad, entonces ¿de qué nos preocupamos los que no somos poderosos?

  11. La contrarréplica de Rallo demuestra una vez más que la Escuela Austriaca de economía se crece cuando demuestra científicamente que el mainstream deja en evidencia sus falencias seudo científicas. En este informe Rallo se crece como economista y da una clase magistral que ha dolido porque comienzan a tambalearse algunos dinosaurios que nos tenían adormecidos en sus clases cansonas y repetitivas. Los grandes nombres han quedado en evidencia ante la fuerza de la investigación objetiva.

  12. Rallo:

    Se te complica tu añagaza.

    Ya no es Barba solo.

    Ahora es Centeno quien see mete contigo:
    – “¿Por qué defiende Rallo el indefendible PIB oficial?”, en El Confidencial, hoy.

    Tiene una NOTA al final muy esclarecedora.

    LA MANIPULACIÓN ESTADÍSTICA EXISTE, membrillos.

    Saludos cordiales.

    1. O sea, que el autor de la nota reconoce que la mayoría de los funcionarios son esclavos. Yo siempre he defendido acabar con la esclavitud. ¿Tú qué opinas, querido Señor? ¿Te animas a proponer el despido inmediato del 99% de los funcionarios públicos? Anda que no hay gente más honrada en el sector privado dispuesta a hacer su trabajo por menos dinero y de manera más eficiente. Además, la mayor parte de las cosas que hacen son innecesarias.

      Sí, la manipulación estadística existe. En los gobiernos y en las empresas. Pero a las empresas las persigue la ley. La manipulación proviene de satisfacer intereses perversos, como evitar la vergüenza de tener siete millones de parados o de tener que quitar pensiones, o el escándalo que sería suprimir el ejército o vender el patrimonio artístico nacional para amortizar la deuda.

      Creo que no te has dado cuenta, pero a vosotros, los liberales auténticos de la planificación central, os conviene que Rajoy manipule todos los datos económicos más que a los anarcocapitalistas y a los tibios socialdemócratas catalácticos.

  13. Me da vergüenza ajena o que ha pasado aqui en este intercambio de articulos-insultos por ambas partes.

    En primer lugar el articulo de Centeno y cia es como poco para que le entren dudas a cualquiera que sea independiente del poder. Puede que este mas o menos de acuerdo con el, pero lo que deberia haber hecho el Sr. Rallo no es decir que ese articulo no demuestra que halla manipulacion ( como ha indicado otro comentario eso solo es posible si nos dejaran ver las cifras del INE y hacerle una auditoria, algo que no dejan). Lo que deberia haber hecho el Sr. Rallo es si el puede demostrar o que el PIB es correcto o no, y si no puede ninguna de ambas, MEJOR QUEDARSE CALLADO. Porque lo que ha hecho en su respuesta inicial deja muchas dudas con respecto a su interes en este asunto.

    Despues lo que ya ha pasado es vergonzoso, Centeno se ha tomado estas respuestas como un ataque personal por parte de una supuesta rama liberal austriaca en España partidaria del poder establecido (cuando en la practica Centeno tienen un pensamiento economico bastante cercano a la escuela liberal austriaca y el Sr. rallo deberia ser el primero en dudar del poder y de sus cuentas), y las respuestas y contrarrespuestas de ambos han sido pateticas, sin aportar NADA al debate en si. De hecho ese es el problema inicial del Sr. Rallo, QUE NO APORTA NADA a saber si esto es verdad o no. Y como poco el deberia ser el primer interesado en saberlo.

    Por ultimo un apunte de sentido comun. Por descontado todos los que estan mas o menos al tanto de como esta la situacion economica actual y de que va el tema, repito TODOS, saben que el PIB (o la inflaccion por decir otra) es una estimacion que TODOS los estados manipulan en mayor o menor medida para favorecer sus intereses economicos, que no suelen ser precisamente los de la libertad economica que favorezca a los ciudadanos. Esto que digo no creo que ni el Sr. Rallo se atreva a negarlo, La cuestion no es esa, la cuestion es si en España esta manipulacion se ha pasado ya de la raya y creo que hay dudas mas que razonables de que esto es asi.

    1. No podría estar más de acuerdo con su reflexión. Más aún teniendo en cuenta que tanto Centeneitor como Rallo (o alguno de sus colegas liberales) han defendido en muchos de sus artículos el elevado expolio que sufrimos los españoles en comparación con otros países de nuestro entorno. Y eso es lo que a mí me importa de todo este asunto, más allá de la necesidad de auditar las cuentas nacionales de España, (supuestamente) manipuladas desde 2008.

      Saludos.

    2. Compadre no veo el problema rallo critico la metodología usada para demostrar que hay manipulación y estimarla no dijo si había o no manipulación y no me parece que sea tan evidente que todos los países manipulan el PIB aunque si hay quien lo hace, yo soy cubano así que tengo un máster en manipulaciones estadísticas jejeje, pero eso no tiene por qué ser igual en todos lados. Lo que sí es bochornoso es como este señor barba se ha ensañado con descalificar a rallo en vez de a su crítica, obviamente tu estas convencido de que hay la tal manipulación ,estás en tu derecho (personalmente no me sorprendería)pero pretendes que rayo la demuestre o demuestre su inexistencia eso es absurdo con perdón sea dicho si piensas que se manipula demuéstralo, la carga de la prueba te toca a ti que eres quien plantea una supuesta manipulación.

  14. Las réplicas de Rallo ofrecen un buen análisis, aunque no comparto sus conclusiones.

    Es una vergüenza que Centeno y Barba se dediquen a descalificar de forma gratuita. Estos mal educados viven en el mundo particular de su “podcast” (Economía Directa), donde se dedican a darse palmaditas en la espalda mientras descalifican a unos y a otros con argumentos infantiles.

    1. Tom Woods, un miembro del núcleo duro del Mises Institute, ha tenido en su podcast muchas veces a enemigos jurados de Rothbard. Los podcast mejoran cuando se abren las ventanas y los rivales intelectuales se comportan civilzadamente y discuten las cosas sin dramatismo.

      Todos salimos ganando con eso. Los que se meten en el búnker parecen locos y espantan a la gente, además de dar munición al enemigo de verdad, que es el Estado. No el Estado del PP, o el Estado del PSOE, sino el Estado en tanto que planificación central y enemigo de la libertad, por tanto, de la seguridad y la justicia.

  15. Rallo es más Popperiano que positivista. Si el modelo sobrevive a la crítica, sale reforzado. Si cae, hay que buscar otro modelo. El modelo de los cuatro mariachis no ha sobrevivido a la crítica de Rallo. Hay que buscar otra cosa.
    Alfonso, Rallo dejó claro desde el principio que a él le gustaría que fuera cierto eso de que el PIB es casi una quinta parte menor de lo oficial porque se reforzaría su propuesta de bajar impuestos y gasto. ¿De verdad leíste la primera respuesta de Rallo?

    Finalmente, y sin intención de ofender, te informo de que se escribe “inflación”. Y también se pronuncia “inflación”, “in-fla-ción”. De inflar. No funciona como los verbos “refractar” o “difractar”, ni como los nombres “refracción” o “difracción”. Es otra cosa. Lo que pasa es que traducir el verbo inglés “to deflate” como “desinflar” suena raro, y se prefiere usar “deflactar”, y por la inclusión de esa “c” para evitar decir “deflatar”, da la impresión de que el nombre sería “deflacción”, y, el opuesto, “inflacción”. Pero los nombres ingleses son “inflation” (inflación) y “deflation” (deflación).

    Pero la estrategia de Rallo es otra. Rallo quiere explicar conceptos liberales fundamentales: los impuestos son un robo, la propiedad privada (la única que existe, según Molinari) es sagrada, la gente tiene derecho a que la dejen en paz. No puede perder el poco tiempo que le dan especulando quién, cómo y cuándo ha alterado el IPC. Si se dedica a eso, no le dejarán decir lo otro. Piensa en términos estratégicos. Tratar de hacer más eficiente al Estado o bien obligarle a que diga la verdad es una estrategia incompatible con la educación política que se pretende aquí.

  16. ¿Y por qué Rallo se tendría que haber quedado callado?

    Yo, al menos, pensaba que la brecha entre el PIB y el IASS debía ser siempre cercana a cero. Y he aprendido que esto es rematadamente falso por las múltiples razones que ha dado. Simplemente, por esto me ha merecido la pena este tema.

    Hasta ahora no sabemos si el PIB ha sido manipulado, pero sí se conocen sus limitaciones y todo lo que puede ocultar ese numerito.

    Un caso típico que explica Sala i Martin con el siguiente ejemplo.
    https://twitter.com/XSalaimartin/status/728683651395923968

  17. Rallo:

    Me dicen que tu superargumento contra los críticos del dato-PIB o dato-VAB es…

    CONTRAINTUITIVO.

    1) Dices que el que el dato-IASS evolucione peor que el dato-VAB no debilita la bondad de éste; sin embargo la base del dato-IASS en la CIFRA DE NEGOCIOS.

    2) Argumentas que hay paises en los que se da la misma divergencia que en España entre los datos VAB e IASS… ¡y no son precisamente los países más serios!, lo que indicaría que esta divergencia es una de las piedras de toque de la credibilisad contable.

    Saludos cordiales.

    1. Yo creo que te ha dado un golpe de calor. Bebe una infusión de salvia bien caliente para producir una reacción hormética. Los árabes y los turcos y los moros toman bebidas calientes, y algo saben de sobrevivir al calor.

      Es contrario a la intuición que tú, precisamente tú, Contador, un liberal auténtico que ama al Estado y los impuestos y las regulaciones, sugieras que el Estado español no realiza las cuentas con seriedad y que manipula los datos para sangrar a los pobres europeos. Empiezas a parecer un conservador, rentista, ateo y merchero. Me preocupas.

      Cuídate. Te recomiendo que uses sombrerito y gafas oscuritas como mi héroe Pablo Escobar.

  18. Rallo:

    Resumiendo,

    1) la anomalía es del PIB contrastado con cifra de negocios muy menguante; y

    2) los países con contabilidades nacionales creíbles no tienen la anomalía.

    Saludos cordiales

  19. Rallo:

    Desde mediados de los 1980, las Administraciones Públicas Local, Regional y Estatal españolas están dirigidas por e infestadas de DONNADIES POPULARCAPITALISTITAS TONTOS DE LOS PISITOS.

    Quizá sea por eso por lo que defiendes tan a capa y espada su oferta contable, que sobrevalora tanto los propios bienes y servicios que proveen ellas mismas (aprox. la mitad del PIB).

    Saludos cordiales.

    1. ¿España habría podido entrar en el Euro, la OTAN o la CEE si el PIB hubiera sido estimado por servidores públicos tan honorables, inteligentes y sagaces como usted, señor Pisitófilos?

      Lo ve, al final culpa de todo este embrollo la tiene Felipe González, que fue el que dio tanto poder en la administración pública a tanto idiota inculto. ¡Ay, si le hubieran dejado a usted mandar! ¡Qué bien nos habría ido a todos con un liberal auténtico de benevolente dictador!

      1. Ahi está…. Si sólo es por llevar la contraria. ¿Te imaginas que Rallo hubiese dicho que el estudio no tiene ninguna debilidad?. El Señor Pisitos hablaría de una confabulación del popularcapitalismo para reducir el Estado y que no se puede dudar de la honorabilidad de la función pública a diferencia de los improductivos superdirectivos…

  20. Rallo:

    Si las Cifras de Negocios de las empresas de servicios menguan mucho, ¿es o no CONTRAINTUITIVO que defiendas la bondad de un dato-PIB boyante?

    Si los países con más problemas financieros son los que presentan dicha anomalía, ¿es o no CONTRAINTUITIVO que defiendas la bondad de las datos-PIB con la anomalía?

    Rallo, te has metido en un lodazal. Te van a dar hasta en el carnet de identidad, sobre todo cuando veas la estimación del PIB-Renta.

    Además no se te entiende cuando argumentas, con tanta retórica y rencor mal disimulado.

    Saludos cordiales.

  21. Rallo:

    Hay consenso en relación a que la deformación contable española importante comenzó en la segunda fase del euro, al calor de la necesidad de cumplir a machamartillo con los CRITERIOS DE MAASTRICHT; pero ya existia a finales de los 1980.

    No obstante los maquillajes del “España va bien” del aznarismo eran juegos de niños con lo que ha venido tras el PRIMER PINCHAZO DE LA BURBUJA desde otoño de 2006.

    El colmo ha sido lo que ha pasado desde mediados de 2013.

    Ahora, con el SEGUNDO PINCHAZO DE LA BURBUJA 2018, viene la purgay la NORMALIZACIÓN contable.

    Saludos cordiales.

  22. Desde el inicio de la crisis, todo lo que se ha hecho es negar la realidad en espera de un rebote mágico que llene el agujero viejo con dinero nuevo. El problema es que el rebote solo podrá ocurrir de milagro, porque lo que hemos hecho (sobretodo en Ex-paña) es cargarnos la fuente de nuestra riqueza.

    Desde los años 60, hemos crecido principalmente por el lado de los servicios. Cierto es que, contrariamente a lo que se dice, hoy tenemos mucha más industria que en 1975. Otra cosa es que los servicios hayan crecido mucho más, y que, por tanto, el peso de la industria en el PIB sea la mitad que hace 40 años.

    Los servicios son -no solo, pero fundamentalmente- lo que vemos cuando salimos a la calle: todas esas tiendas de barrio y establecimientos de profesionales liberales.

    El modelo de negocio de los servicios consiste, básicamente, en estar ahí: en la proximidad. Y se basan en una distribución de la renta que nos hemos cargado. Nuestra economía de escala del mercado interior para los servicios consistía en tiendas de clase media para una extensa capa de clase media.

    __

    Y ¿qué tiene que ver esta perorata con el tema del PIB? Si en 2016 crecemos un 3% alcanzaremos el PIB nominal de 2008 (el máximo histórico). Con una inflación 2008-2016 en torno al 7%, significaría que toda nuestra crisis solo se ha llevado por delante un 7% de PIB real.

    Eso nos lleva al siguiente punto, que es el importante: si no damos por buenas las cifras oficiales, el 20% de caída del PIB que dicen Centeno y Cia explica todo lo que nos pasa; si damos por buenas las cifras oficiales, significa que la riqueza en Ex-paña no se reparte mínimamente bien. Media Ex-paña ha crecido algo o se ha mantenido y otra media se ha hundido (el clásico de la estadística y los pollos: uno se come dos, otro no se come ninguno, y la estadística dice que salimos a pollo por cabeza).

    No sé qué será peor. Como dije más arriba, en ambos casos, nos habríamos cargado la gallina de los huevos de oro: la distribución de la renta sobre la que se basan nuestros servicios. Servicios sobre los que se ha basado el crecimiento del Primer Mundo desde hace 50 años.

    Parte de la industria se puede reorientar a exportaciones. Una pequeña parte de los servicios, también. La otra parte de los servicios -casi toda- se encuentra con que no hay suficiente mercado por insuficiencia de renta. Tiene que quebrar. Y sin garantía de que no salga nada a ocupar el hueco. En el Segundo y Tercer Mundo no hay nada. Por eso son Segundo y Tercer Mundo.

    __

    Y, lo más importante. Mi generación se ha partido por la mitad. La mitad perdedora no le va a pegar un cantazo en la cabeza –literal o metafórico- a la mitad ganadora por lo que diga o deje de decir el PIB, sino porque a sus bolsillos no llega el suficiente PIB en forma de renta salarial.

    Cosa que deberían tener en cuenta los que disfrutan discutiendo el sexo de los ángeles mientras se fuerzan los goznes de la sublime puerta. Da la sensación de que mucho opinador profesional insinúa que la gente no tiene derecho a estar enfadada porque tampoco ha habido tanta crisis, que lo dice el PIB. O que no tenemos que afrontar medidas excepcionales, drásticas e inmediatas de integración social porque tampoco ha habido tanta crisis, que lo dice el PIB.

    Luego se juntarán con sus amigos y harán como en Pulp Fiction, cuando el señor Lobo, después de limpiar el destrozo de Travolta y Samuel L. Jackson, los dispone a todos en círculo y les hace darse palmaditas en la espalda el uno al otro.

    1. @ aversiahora:

      Enhorabuena por su comentario.

      El ENFOQUE DE LA RENTA es lo que permite entender esta crisis y superarla.

      Su idea escrita se otra manera:

      EL TRAMO FALSO DEL PIB ES LA RENTA QUE LE FALTA EN LOS BOLSILLOS A LA EX-CLASE MEDIA.

      Saludos cordiales.

    2. -Las tiendas físicas de proximidad han muerto. La revolución digital ha llegado para quedarse. En mi opinión, nadie ha destrozado nada, lo ha hecho la propia creatividad humana. El mercado no es tu barrio; es el mundo.

      -El cálculo del PIB se ha quedado anticuado por la economía colaborativa (oxímoron) o el impacto de la revolución digital con multitud de servicios gratuitos. ¿Qué concentra esa renta?.

      -“Crises heureuses”. El drama de una sociedad próspera que se va volviendo más exigente e impaciente. Las expectativas crecen muy por encima de la capacidad para satisfacerlas.
      Todo el mundo quiere su Ferrari; todo el mundo quiere a Lana Rhoades de profundos ojos azules haciéndole una mamada. ¿Más libertad y opciones= más insatisfacción?
      Tengo un colega que ha trabajado en todo lo imaginable: fábricas de todo tipo , en cajeros de supermercados, dependiente, camarero, en una granja de conejos…. ganando cuatro duros y nunca le he oído quejarse. Ahora está cerca de cumplir su sueño: montar una empresa de servicios sanitarios.
      Ocurre que muchos queremos ( me incluyo) ” trabajar en aquello que hemos estudiado” sin saber nada y ganando 3000 euros al mes nada más aterrizar. No, debo olvidarlo, no tendré mi Ferrari.

      Soy un tipo optimista y aún por todas las trabas que se ponen a la rueda (desde el Estado y desde la mejorable gestión empresarial ) nuestro potencial es enorme. Pero.. ojo!! no abusemos de causas ajenas a nuestro control.
      Así que … suerte y al toro. Vamos.

        1. Gracias Profesor:) Entiendo-por propia experiencia- la frustración de muchas personas y que hay que tragar mucha mierda…. pero lo último que podemos hacer es quedarnos resignados. Por ejemplo, esa idea de que no hay mercado porque no hay renta.. pero ¿por qué no hay renta?. No viene dada. Hay muchas, muchísimas personas de mi generación con visión y buenas ideas, lo que pasa que hay muchos que no llevamos muy bien la posibilidad de fracaso.

          Por cierto, en mi anterior mensaje quería decir que la economía colaborativa es un pleonasmo. Perdón por el error.

      1. Requiemsoul:

        Por aquí he escrito muchas veces sobre mi generación partida por la mitad. Son dos mitades que no se entienden. Y que no se mezclan. A veces, viven en el mismo barrio, fueron amigos hace 10, 15 o 20 años, pero ahora solo intercambian un par de frases cuando se cruzan por la calle. Sin profundizar.

        El problema no está en la gente que quiere un Ferrari y se tiene que conformar con un Seat. El problema está en la gente que sigue haciendo esos trabajos de tu amigo con 40 años. No tienen ni para un Seat Ibiza. No veranean: ni en Nueva York, ni en el pueblo.
        Y, con 800€ al mes no están pensando en montarse nada, ni una empresa de servicios sanitarios, ni un bar, porque en lo que piensan es, por ejemplo, en a ver cómo me piden a mí que les deje vivir conmigo un “par de meses” (entiéndase media docena) mientras buscan apartamento nuevo (entiéndase que necesitan ahorrarse 2000€ de alquiler porque están contra las cuerdas y les da mucha vergüenza decirlo).

        Esta gente debería ser una cantidad marginal, pero es demasiada. Y creciendo, por el efecto substitución: se mueren mis padres y los chavales de 20 años repiten la misma estructura socioeconómica de mi generación. Al final, van a ser tantos, que podrán imponer (o intentarlo) su visión de las cosas. Ahora somos otros los que imponemos nuestra visión sobre lo que es justo o injusto, sobre lo que me he ganado y sobre lo que me han regalado. O sobre si los perdedores lo son porque son unos inútiles (y por tanto se lo merecen), o lo son porque han sido injustamente tratados (y por tanto merecen resarcirse). Eso es el modelo social sudamericano.

        __

        Hay una cosa que dices que me ha parecido muy interesante. Insinúas que hay mucha riqueza que no se cuenta en el PIB porque no hay dinero de por medio. Me ha parecido muy interesante porque, hasta ahora, lo había escuchado al revés. Sobre todo de un amigo mío, que le ha dado muchas vueltas al tema.

        Dice que, en los últimos 40 años, hay mucho PIB que no es real. Que son cosas que ya estaban ahí, sin ser contadas, pero que ahora hemos mercantilizado. Por ejemplo, todas las tareas del hogar: antes las amas de casa hacían muchas cosas. Ahora, con papi y mami trabajando fuera de casa, hay que recurrir a “canguros”, guarderías, asistentas, cuidadores de ancianos y/o asilos. Personas ajenas al hogar, que, por tanto, cobran sueldos y se computa en el PIB. Donde antes había amigos, familia o el cura del pueblo, ahora tenemos psicólogos… ¡En fin! Muchas cosas.

        Por tanto, hay mucho PIB que, ahora, se ha empezado a computar. Pero, claro, si ahora contabilizas cosas que antes no contabilizabas, te da un crecimiento que no es real.

        Jej. Yo no sé si estoy de acuerdo con mi amigo o contigo. Pero me parece interesante. Otro enfoque de la cosas. Eso me gusta.

        __

        Pd: No me gustan nada las respuestas anidadas. Antes visitabas el artículo y te ibas al último post no leído. Ahora tienes que hacer scroll de principio a fin de la página.

        1. Como siempre, aversiahora haciendo reflexionar al personal.

          “A veces, viven en el mismo barrio, fueron amigos hace 10, 15 o 20 años, pero ahora solo intercambian un par de frases cuando se cruzan por la calle. Sin profundizar”

          En los Goonies o en Cuenta Conmigo lo explican muy bien: ” Nunca he vuelto a tener amigos como los que tuve cuando tenía 12 años”. Ley de vida :)

          Tendría que haber dicho un Audi TT que era el coche de la burbuja por antonomasia jaja!.
          Es más fácil decirlo que hacerlo, pero el punto está en proteger al empleado y no al puesto de trabajo. Eso de medrar en una empresa durante 35 años está también en peligro de extinción ( el propio tiempo de vida de una compañía es cada vez más corto). Se requiere un reciclaje y una movilidad constante para no quedar descolgado, inempleable o cautivo. La competencia es muy intensa.

          La opinión de tu amigo es muy interesante y aplicable al gasto social. En Dinamarca es el Estado quien cuida a los ancianos y en España lo hacen las familias en mayor medida. En España, además, muchos padres “subvencionan” los primeros empleos de los hijos jeje!.
          El ánimo de lucro en las tareas domésticas es una respuesta a la incorporación de la mujer al mundo laboral. Ahora, la mujer desempeña otros empleos (nuestra tasa de ocupación es mayor que en los 90) y por tanto, creo que el PIB no es “fictíciamente” mayor. Se aprovecha ese capital humano en otras partes de la economía.
          No obstante, hay que señalar que bastantes de estos trabajos están vinculados al gasto público/social y por tanto difícil medir su contribución real al PIB y si está creando valor ( desconocimiento de la rentabilidad monetaria y del coste de capital).

          Ya he comentado que el PIB omite y/o no mide bien la evolución de la calidad de los productos y servicios que incorpora, pero que no se me olvide insistir en que hay formas de exprimir las rentas salariales mediante la educación financiera. Nunca es tarde para aprender.

  23. “Se considera que las acciones económicas ilegales son operaciones si todas las unidades que participan en ellas lo hacen por mutuo acuerdo. Por lo tanto, las adquisiciones, ventas o trueques de drogas ilegales o bienes robados son operaciones, pero el robo no es una operación.”

    Aquellos, los cuales, “el sistema” coloca relativamente bien en su seno, tienen la tendencia natural a minusvalorar lo pernicioso de sus dinámicas; la erudición del mal.

    Leyendo el texto arriba entrecomillado (UE 549/2013), se puede observar la verdadera razón impulsa estas mentes del 1% top renta del mundo burocrático.
    Se suma la actividad monetaria, pero no se resta la destrucción generada por lo –ilícito– y anti-económico de su origen, para esa misma acción; claramente superior.

    Incluso, admitiendo la generación benigna y espontánea de los recursos de ilegales. Por propia definición, es imposible mesurar objetivamente. Si bien, utilizando el espíritu antes citado se pueden hacer estimaciones de lo más preciso,…, de lo más preciso a sus intereses.

  24. Juan Ramón, no termino de entender porque afirmas que el VAB de una empresa importadora es bajo o nulo. Es cierto que la empresa no produce ningún bien, pero si que produce un servicio, ya que esta transportando y poniendo en el mercado nacional bienes de todo el mundo. Por tanto si las importaciones caen, el VAB del sector importador caerá en la misma proporción. Aunque el VAB del conjunto de la economía caerá mucho menos, pero esto se debe a que las importaciones representan un 25% del PIB, así que una caída del 20% en las importaciones, sólo supondría una caída del 5% del PIB.

  25. Ojalá todos los economistas públicos se pisaran más los callos, con réplicas y contrarréplicas, conseguimos aprender y tener claro vuestros artículos.

  26. He seguido el debate, y tras leer y comprender los argumentos de ambas partes, me ha quedado claro que las críticas de Rallo han desmentido y ridiculizado de forma absoluta el informe realizado por el farmaceutico y sus mariachis, así como sus contraréplicas.
    El debate me ha parecido muy interesante. Es divertido ver caer al engreído de Barba y al señor con principio de Alzheimer llamado Roberto Centeno

    1. Te has pasado con la salvia.
      Ahora necesitas una infusión de jengibre. O bien un poco de leche entera con cúrcuma.
      Y reposo.

  27. Rallo:

    TE TOCA SALIR A DECIR QUE LA CLASE MEDIA NO ESTÁ MAL.

    Veamos por qué.

    Si al dato-PIB no le sobrara un tramo falso, y el PIB real se hubiera “recuperado ya a niveles pre-crisis”, como dicen los cantamañanas, ¿dónde está la Renta que le falta a la ex-clase media en sus bolsillos, tanto por los millones más de desempleados como por el recorte de su renta disponible individual?

    ¿De verdad que la desigualdad ha aumentado tanto como para explicar toda la penuria de la ex-clase media?

    Mucha inconsistencia y disonancia veo en tu forma de pensar acerca de la ex-clase media.

    NO SE PUEDE DEFENDER SIMULTÁNEAMENTE QUE LA EX-CLASE MEDIA ESTÁ PEOR Y QUE EL DATO-PIB NO ES FALSO.

    Saludos cordiales.

  28. Rallo:

    Se pilla antes a un mentiroso que a un cojo.

    ES CONTRADICTORIO DECIR:
    – QUE NO HAY TANTA DESIGUALDAD
    – QUE LAS RENTAS SALARIALES NO HAN BAJADO TANTO
    – QUE EL DATO-PIB NO ES FALSO

    … Y…

    – QUE LA CLASE MEDIA ESTÁ JODIDA.

    Tu próximo artículo es “Qué feliz es la clase media” o, si no, eres un caradura.

    Saludos cordiales.

  29. No me parece incompatible. Quienes están peor son las clases medias altas y medias medias. Las clases medias bajas están igual o algo mejor. El problema es que ahora somos conscientes de lo que se debe y de sus consecuencias, cosa que en el 2007-2008 no.

  30. Colombo, Requiemsoul, lo que ha calmado a Pisito es la referencia que haces sobre Lana R.

    Estoy en conversaciones directas con Raúl (Castro) y con Mayda Goite para intentar llevar a Pisito a la Facultad de Derecho de La Habana, el problema es que no me dejan entrar la “maría” para los alumnos y así poder disimular las risas un poco.

    Ñosss, con el elemento.

  31. Resulta muy desagradable, contemplar que lo que podia haber sido una discusión técnica, con repercusiones sobre la malignidad de un instrumento estatal como elINE, se transforme en un reparto de basura, con descalificaciones sobre la carrera profesional de alguno.
    También es curiosa la coalición entre los sometidos al ostracismo por el sistema, con la izquierda, más rancia, basta escuchar los audios de colectivo burbuja sobre política, si se aguanta.
    Claro que en los audios de economia directa te dan pautas de inversión.RC invittando a ostras con champan, tras una operación con exito.

  32. Un PIB alto, da más margen. Atacar un PIB falseado pone al autor y al medio que le da voz en el punto de mira.

    «Gonzalo Bernardos insiste en que no quedará otra que “subir impuestos, con la idea de que los ingresos por impuestos en España suponen el 38,6% del PIB, cuando en Europa la media es del 46,8%, por lo que queda margen”.»
    http://www.economiadigital.es/es/notices/2016/07/el-pp-y-el-psoe-disenaran-el-aumento-de-impuestos-para-2017-85274.php

    1. Si resulta que el PIB español está muy inflado, tanto que con el dato real España superase con creces ese 46,8% de ingresos sobre PIB, entonces los comunistas tendrían un problemón en su discurso. Misma recaudación, menos PIB, implica mayor ratio de ingresos sobre PIB. Y mayor deuda pública sobre PIB. Y menor renta per cápita. Y si las cifras estuvieran falseadas y se descubriera el tomate, sería de esperar que el paro se disparara, rozando los siete millones.

      Cojonudo.

      Abróchense los cinturones: Juan Laborda acaba de descubrir la MMT!!!

      Que Jehová nos asista.

      España nunca saldrá del Euro, pero el Euro será la moneda de cinco países: Portugal, Italia, España, Grecia y Bulgaria.